Saltar al contenido

Beneficios y riesgos del uso de fertilizantes y plaguicidas

Gracias al empleo de los fertilizantes y de los plaguicidas se ha podido potenciar un máximo desarrollo de las plantas. Estas sustancias, empleadas en todo el mundo, cuentan con una serie de características, unas proporcionan muchos beneficios, mientras que otras pueden ser riesgosas.

¿Cuál es la función de los fertilizantes y de los plaguicidas?

Al implementar estas sustancias en las plantas, se ha conseguido garantizar la buena salud de las mismas.

No solo las plantas se ven beneficiadas, también los frutos se desarrollan mucho mejor en las plantas que han sido tratadas con estos productos.

La implementación de los fertilizantes y de los plaguicidas es lo que ha evitado las grandes pérdidas de las cosechas que eran tan frecuentes antes de la invención de estas sustancias. Hoy en día, es posible mantener a las plagas alejadas y también se pueden eliminar las bacterias que afectan la salud de frutos y plantas.

¿Qué es el fertilizante?

Cuáles son los beneficios de los fertilizantes

Este es un producto que se compone de cierta cantidad de nutrientes que son absorbidos por las raíces de los árboles y plantas en general.

Los fertilizantes contienen los elementos químicos que las plantas necesitan para crecer mucho más fuertes y sanas. Cuando se aplican, pueden maximizar el potencial del suelo que los recibe y crear las mejores condiciones para la siembra y el cultivo.

Hay varios tipos de fertilizantes, por ejemplo, los químicos, los naturales y la combinación entre ambos.

¿Cuáles son los beneficios de los fertilizantes?

¿Te has preguntado alguna vez cuales son los beneficios de los fertilizantes? Realmente, son quizá más de los que te imaginas.

  • La abundancia de los cultivos: Desde que se ha incorporado el fertilizante a la agricultura, los cultivos son mucho más abundantes. Las plantas crecen en mayor cantidad y calidad, al igual que sus frutos.
  • Facilitan la siembra en tierras carentes de nutrientes: Es bien sabido que las plantas necesitan nutrientes para su crecimiento. Estos nutrientes los proporciona la tierra, no obstante, cuando se emplea un fertilizante en un suelo poco nutritivo, este le proporciona a la planta todo lo que necesita.
  • Afecta positivamente el rendimiento del riego: El uso de fertilizantes puede duplicar el rendimiento del agua. Una gran opción para zonas que presentan escasez de lluvias o para aquellos cultivos que se mantienen con irrigación.
  • Regulación de la temperatura: Las plantas deben mantenerse a cierto grado de temperatura y los fertilizantes pueden regular la temperatura de la tierra donde se ha sembrado debido a que favorece la presencia de humedad.
  • Inmediatez de los efectos: Cuando se emplean los fertilizantes, de inmediato se comienza a ver el impacto en las plantas pues su absorción es muy rápida.
Leer:  Asombrosos Beneficios de las hojas de guayaba para el cabello

¿Cuáles son los riesgos de los fertilizantes?

A pesar de que son sustancias de las cuales se obtienen muchos beneficios, estas no están desprovistas de riesgos, entre estos figuran:

  • Hay fertilizantes que pueden ser poco efectivos para ciertas clases de plantas. Se debe hacer un estudio del cultivo para evitar emplear un fertilizante de bajo impacto.
  • La combinación de altas cantidades de Nitrógeno y fertilizantes pueden ser perjudiciales al propiciar el crecimiento de maleza y la proliferación de plagas.
  • Si se trata de un fertilizante a base de estiércol o de composta que no se encuentre bien madurado puede llegar a contaminar el ambiente e incluso a causar enfermedades.
  • Puede disminuir la porosidad de los suelos si se usa prolongadamente. Esto hace que la tierra se vuelva poco productiva.

¿Qué son los plaguicidas?

Son sustancias químicas que han sido desarrolladas para la prevención, la eliminación y el control de los diferentes tipos de plagas que afectan a los cultivos.

¿Cuáles son los beneficios de los plaguicidas?

  • La protección de los cultivos: Un cultivo que se encuentra desprovisto de plaguicidas, es un cultivo que presenta un potencial riesgo. Esta sustancia puede acabar con la presencia de las plagas y evitar que estas salgan y dañen las plantas.
  • Aumento de la productividad de la siembra: Si bien hay plagas menos agresivas que no destruyen todo el cultivo, pueden llegar a afectar la apariencia y el tamaño de los frutos, por tal razón, el uso de plaguicidas favorece la productividad pues es menos probable que hayan frutos que deban ser desechados.
  • Evita problemas de salud: Hay ciertos problemas de salud, como el dengue, que pueden evitarse gracias a la implementación de los plaguicidas.
  • Hay variedad: Los plaguicidas actuales han sido desarrollados para tratar cualquier tipo de plagas y resultan muy efectivos. También se puede ajustar a diferentes presupuestos lo cual favorece a los agricultores independientes.

¿Cuáles son los riesgos de los plaguicidas?

Estas sustancias también cuentan con una serie de riesgos que deben ser conocidos si se van a comenzar a implementar. Entre los riesgos destacan:

  • Pueden resultar contaminantes para el agua y el ambiente en general. Sucede, sobre todo, si se emplean en cultivos que son cercanos a corrientes de agua. También suelen permanecer en la tierra y, en algunos casos, contaminarlas de forma pasajera.
  • Pueden ser perjudiciales para los seres humanos y para los animales mamíferos. Hay que recordar que los plaguicidas son sustancias toxicas que se han desarrollado así a propósito. Sin embargo, su acción no solo se limita a afectar las plagas. Se debe tener mucho cuidado.
  • Puede destruir el hábitat natural de algunos animales. Debido a que su contenido tóxico permanece en el suelo, el aire y el pasto, puede llegar a destruir el hábitat de ciertas especies.
  • Los pesticidas pueden permanecer en el pasto. Es importante observar que el lugar donde pastan las vacas se encuentre libre de los efectos de los plaguicidas, de lo contrario, estos animales consumen pasto tóxico y pasan de ellos a los seres humanos.
  • El nivel de contaminación si un ser humano mantiene contacto con estas sustancias es tal que las partículas pueden permanecer en la sangre del individuo, e incluso en la leche materna.
Leer:  ¿Cuáles son los beneficios de la educación física?